Filipenses 2: 6-11 – Imiten a Jesús humilde

Imiten a Jesús humilde
El, siendo de condición divina,
no se apegó a su igualdad con Dios,
sino que se redujo a nada,
tomando la condición de servidor,
y se hizo semejante a los hombes.
Y encontrándose en la condición humana,
se rebajó a sí mismo
haciéndose obediente hasta la muerte,
y muerte en una cruz.
Por eso Dios lo engrandeció
y le dio el Nombre
que está sobre todo nombre,
para que al Nombre de Jesús
se doble toda rodilla en los cielos,
en la tierra y entre los muertos,
y toda lengua proclame
que Cristo Jesús es el Señor,
para gloria de Dios Padre.
About these ads

Etiquetado:

Un pensamiento en “Filipenses 2: 6-11 – Imiten a Jesús humilde

  1. P 28/03/2008 en 21:00 Reply

    Hay varias realidades distintas que suelen identificarse con la palabra humildad:
    - Falta de personalidad: a veces se confunde la humildad con la falta de libertad interior y de criterios propios.
    - Humildad de situación: en las situaciones de humillación, debilidad e impotencia impuesta al pobre o al marginado.
    - Humildad virtud humana: que nace de un profundo amor a la verdad y nos hace conscientes de la realidad de otros.
    - Humildad cristiana: que tiene su fundamento en la gratuidad del amor y que brota en la vida de una persona cuando se reconoce en manos de Dios.
    Un abrazo de Pablo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 32 seguidores

%d personas les gusta esto: